El campanariense Javier Simón gana el concurso “Foto Dehesa”

El campanariense Javier Simón Gálvez ha conseguido el primer premio del concurso fotográfico ‘Foto Dehesa’. En concreto se ha llevado los 300 euros al resultar su instantánea titulada ‘La kaaba de La Cocosa’ ganadora del concurso. Una fotografía, por cierto, redonda.

Con este certamen, organizado por la Asociación FotObjetivo de Villanueva de la Serena y el Centro de Capacitación en Sostenibilidad y de Educación Ambiental (CSEA) de La Cocosa, se pretendía contribuir a concienciar y sensibilizar a la sociedad sobre el respeto a la naturaleza y la conservación del medioambiente.

Dirigido a aficionados y profesionales de la fotografía de naturaleza, la temática de las imágenes debía versar sobre la dehesa, sus aprovechamientos y paisajes.

El jurado del concurso ha valorado la calidad de la fotografía, composición, estética y el motivo de la imagen “y que tengan una utilidad especial para la sensibilización de la sociedad en lo referente a la sostenibilidad de las dehesas y a la conservación del medioambiente y la naturaleza”.

En la primera fase del concurso los participantes debían presentar las fotografías sobre la dehesa. Concurrieron unas 350 fotos. Posteriormente, los seleccionados, una quincena, participaron en el maratón fotográfico en la Dehesa La Cocosa el día 21 de abril, dentro de la celebración de la Semana de la Dehesa. Las 3 mejores fotografías de las 42 que se presentaron en la fase final fueron premiadas con 300, 200 y 100 euros, respectivamente.

Se da la circunstancia que el tercer premio fue para otra campanariense, Ana Manotas Cascos, con la fotografía ‘Acariciando el cielo’, mientras que el segundo se lo llevó Joaquín Figueredo, con ‘Atardecer’.

Sobre la foto ganadora, Javier Simón señala: “Esta es una de mis fotos favoritas, ya que de las tres que presenté para el concurso, dos de ellas fueron realizadas con cámara réflex y la ganadora es una fotografía aérea realizada con un dron a tan solo 5 metros de altura. La dificultad de esta fotografía ganadora reside en reunir a todo el rebaño de ovejas dando vueltas alrededor de la encina, utilizando el dron a modo de perro de pastoreo. Fue un trabajo laborioso y divertido a la vez. Me costó realizar la captura sobre unos 25 minutos pero el resultado fue satisfactorio.

La tecnología avanza y a mí me gusta avanzar con ella. Me gusta dar a muchas de mis fotos ese toque, desde otro punto de vista que no se consigue desde tierra firme. Soy un apasionado de la fotografía en general, pero sobre todo de la fotografía nocturna y aérea”.

Javier tiene también un segundo premio en el concurso de fotografía de Magacela. No obstante, destaca la calidad fotográfica existente en Campanario y avanza que vendrán más premios: “Hay que felicitar a la Asociación FotObjetivo de Villanueva de la Serena por su este concurso. De este somos socios varios aficionados a la fotografía de Campanario. Creo que tenemos muy buenos aficionados a la fotografía, con un nivel muy alto aquí en nuestro pueblo y esto que digo se está viendo y se verá reflejado en un futuro con muchos más premios fotográficos”.

Fuente: Hoy Campanario