La Junta de Extremadura ha destinado 16,5 millones de euros al Plan de Empleo Joven con el fin de mejorar la contratación y los índices de empleo ya que el paro es “el mayor de nuestros problemas” y los jóvenes, cuando encuentran un empleo, sólo consiguen “salarios de miseria”. Así lo ha dicho esta tarde en Mérida el presidente regional, Guillermo Fernández Vara.

La Junta pedirá 16 millones al Gobierno para el plan de empleo juvenil
Un plan de empleo juvenil formará a 28.000 personas durante dos años

Fernández Vara ha explicado que el Plan de Empleo Joven primará a las empresas que ofrezcan salarios “decentes”, sueldos que “vayan acompañados de las características, las condiciones y los derechos laborales correspondientes”, y con contratos indefinidos.

Ha señalado que el paro, en concreto el juvenil, es uno de los principales problemas de Extremadura y que esto se debe a “gravísimos problemas estructurales” que se han agravado a causa de la crisis económica y que miles no encuentran ningún trabajo, por lo que la Junta impulsa este Plan de fomento del empleo.

Ha explicado que hay una situación de “precariedad laboral” y que los salarios de los jóvenes son “de miseria”, por lo que la Administración regional pone en marcha este plan para ayudar a las empresas que ofrezcan sueldos adecuados para sus trabajadores.

“Si fracasa el Plan no es un fracaso más, es un S.O.S.”, ha añadido Fernández Vara.

El Plan de Empleo Joven comenzará a funcionar con 16,6 millones de euros, de los que la mitad estarán destinados a incentivos a la contratación de jóvenes.

Así, la Junta de Extremadura pondrá a disposición de las empresas, las personas emprendedoras y de los centros tecnológicos extremeños 8,3 millones de euros para que den una primera oportunidad laboral a recién titulados.

Se posibilitará que los recién titulados, en función de su cualificación, opten a contratos de entre 900 a 1.500 euros al mes.

Requisitos

Se podrán beneficiar los jóvenes de hasta 30 años que tengan una titulación universitaria, de Formación Profesional, y los que dispongan de Certificados de Profesionalidad.

Además, este nuevo plan de la administración regional hará un esfuerzo importante para fomentar el empleo de calidad, ya que impulsará la conversión de contratos en indefinidos.

Cuanto antes se transformen en fijos los contratos en prácticas, más ayuda recibirán esas empresas y entidades por parte de la Junta.

Brecha de género

Por esto, la Consejería de Educación y Empleo impulsará especialmente la contratación de mujeres ya que “la brecha de género” está muy presente en este nivel de cualificación.

La tasa de mujeres desempleadas jóvenes con titulación universitariacasi triplica a la masculina (18,2 por ciento, frente a 8,1 por ciento). Por eso, la contratación femenina conllevará mayor cuantía en las ayudas que se otorguen y, así, a este programa se destinarán 4,1 millones de euros.

El Plan de Empleo Joven también se centrará en el fomento de la I+D+i,para lo que se cuenta con un programa para la contratación de personal de apoyo a la investigación, gracias al que se impulsará la contratación de titulados universitarios y de FP de grado superior.

Está ideado para que los jóvenes desarrollen proyectos de investigacióntanto en la Universidad de Extremadura (Uex) como en los centros tecnológicos que trabajen con empresas privadas.

Zonas rurales

Además, este programa va a fomentar el empleo en el ámbito de la innovación de las zonas rurales, para lo que se detectarán las iniciativas emprendedoras viables y éstas actuarán a modo de “ensayo de empresa”, con tutorización especializada en todo su proyecto.

El resto de la cuantía del plan, 8,3 millones, se destinará a la orientación, la mejora de la formación y la alta capacitación de los jóvenes extremeños, para situarlos mejor ante las demandas del mercado laboral de Extremadura.

Fuente: Hoy Campanario